areolasDentro de las cirugías de remodelación de pecho existen diferentes técnicas y, entre ellas, hay una enfocada directamente a la remodelación del tamaño de las areolas y del pezón pero, ¿para qué casos está indicado?

El pezón y la areola son una zona del cuerpo femenino que tiende a cambiar con los años. Hay muchas mujeres que por genética tienen las areolas más grandes de lo normal, es decir, con más de 5 mm de diámetro. Sin embargo, lo más frecuente es que la areola y el pezón cambien por otras circunstancias de la vida como la etapa de la maternidad. Durante el embarazo el pecho aumenta su tamaño y, en muchas ocasiones, también afecta al tamaño del pezón y la areola haciendo que éste sea más grande e incluso de color más oscuro. Por ello, tras la lactancia es frecuente que algunas mujeres sientan sus pechos caídos, “vacíos” y con las areolas desproporcionadas. En estas ocasiones cirugías como la mastopexia o la reducción de areolas suponen una alternativa eficaz y segura para conseguir unos pechos proporcionados.

¿En qué consiste la cirugía de reducción de areolas?

El objetivo de la cirugía de reducción de areolas es lograr que el tamaño de ésta esté proporcionado con el tamaño de la mama. Encontrar la proporción perfecta es precisamente una de los objetivos básicos de cualquier cirugía de remodelación de pechos. De esta forma se busca conseguir un pecho bonito y con un tamaño adecuado que sea acorde al cuerpo de la paciente.

Normalmente la cirugía de reducción de areolas se realiza junto a una cirugía de reducción de pecho o una cirugía de elevación de pecho o mastopexia. Esto se debe a que cuando una mujer tiene un pecho excesivamente grande también suele tener una areola y un pezón de gran tamaño. Sin embargo, también sucede en los casos de mujeres a las que se les cae el pecho y, por tanto, se les queda una piel con bastante flacidez y unos pezones también grandes. Estos casos suelen darse sobre todo tras un embarazo y un periodo de lactancia largo.

Independientemente de que los motivos sean genéticos o por las circunstancias de la vida, es posible reducir o elevar los pechos y remodelar al mismo tiempo la areola con la Cirugía Estética. Aunque en ocasiones hay mujeres con pechos pequeños que tienen una gran areola o pezón y solamente quieren reducir su tamaño. En estas circunstancias también se realiza la cirugía de reducción de areolas.

Esta intervención dura aproximadamente una hora y se puede realizar bajo anestesia regional o general dependiendo de la clínica y del cirujano. Es una intervención segura y rápida que conlleva un postoperatorio también sencillo. A los pocos días de la cirugía la paciente ya puede reincorporarse a su vida habitual siguiendo las indicaciones y recomendaciones de su cirujano.

En Cosmédica somos especialistas en cirugías de remodelación de pecho y contamos con un equipo médico altamente cualificado que te asesorará para conseguir el resultado que deseas con la mayor seguridad.

Fuente: https://www.cirugiacosmedica.com/cirugia-areolas/