abdominoplastia y cirugia del pecho (1)

Hay ocasiones en las que el vientre tiene mucha piel estirada y flácida al mismo tiempo que el pecho está caído. En estos casos muchas mujeres se plantean operarse de una abdominoplastia y una cirugía del pecho a la vez para solucionar estos dos problemas estéticos de forma simultánea.

Este tipo de cirugías combinadas es  más común de lo que parece ya que tanto el pecho como el abdomen son dos zonas del cuerpo de la mujer que tienden a sufrir cambios importantes a lo largo de la vida. Por esta razón, a veces se lleva a cabo una mastopexia o elevación de pecho con una abdominoplastia y, en otras, se realiza una cirugía de aumento de pecho junto a la cirugía del abdomen.

¿En qué casos es habitual plantearse una cirugía de pecho y abdomen al mismo tiempo?

Existen diversas causas que pueden provocar que la piel de los pechos y del abdomen quede “tocada” y “cuelgue”. Esta flacidez es sobre todo característica tras uno o varios embarazos porque además de los cambios hormonales propios de esa etapa, la piel cede bastante y tras dar a luz muchas veces es incapaz de volver a su estado original.

Sin embargo, durante el embarazo el abdomen no es el único que sufre ya que los pechos aumentan su tamaño al producir leche y su piel también se estira más de lo habitual. Por esta razón es común que tras la lactancia los pechos queden caídos y, en una gran parte de los casos, “vacíos” o “desinflados”.

Pero la reproducción no es la única razón que puede llevar a una mujer a realizarse un tratamiento quirúrgico combinado. Las pérdidas y ganancias de peso radicales también son un factor determinante para la piel. La piel es el órgano más extenso del cuerpo y, por tanto, el que más afectado se ve con estos cambios de peso. Por esta razón, tras engordar y adelgazar y, sobre todo, si se trata de grandes cantidades, la dermis puede quedar muy tocada presentando flacidez extrema e incluso estrías.

Para todas estas situaciones la cirugía combinada de una abdominoplastia y una cirugía de pecho a la vez suele ser una solución eficaz que ofrece resultados satisfactorios y duraderos.

Beneficios de una cirugía de abdominoplastia y pecho a la vez

Si una mujer quiere mejorar el aspecto de su pecho y el de su abdomen para eliminar la flacidez puede optar por realizarse las cirugías por separado o bien al mismo tiempo. ¿Cuáles son las ventajas que tiene operarse en un tratamiento combinado?

Principalmente se trata de tres ventajas cuyo beneficio más destacable es el precio. En una abdominoplastia y una cirugía de pecho a la vez se ahorra económicamente ya que solo se requiere alquilar el quirófano una vez para ambas intervenciones lo que abarata el coste.

Otra de las ventajas que ofrece un tratamiento combinado es el postoperatorio. El tiempo de recuperación de ambas cirugías pasa al mismo tiempo por lo que la recuperación total es más rápida. Esto quiere decir que las molestias que puedan ocasionarse en el postoperatorio solo se pasan una vez y no en dos postoperatorios por separado. Esta ventaja lleva la tercera ventaja que es precisamente que al realizarte dos cirugías a la vez solo necesitarás una baja laboral. Además, si no quieres optar por una baja médica puedes aprovechar incluso el período de vacaciones para llevar a cabo las dos cirugías combinadas.

En Cosmédica contamos con años de experiencia en cirugías combinadas y nuestro equipo médico está altamente preparado para este tipo de intervenciones. Por ello, te asesoraremos con detalle sobre las necesidades y dudas que tengas para que consigas como resultado un escote y un abdomen firmes.

Fuente: https://www.cirugiacosmedica.com/abdominoplastia-y-una-cirugia-de-pecho/