Las reclamaciones que eventualmente puedan presentar las perjudicadas por los posibles daños causados como consecuencia de la implantación de las prótesis deberían ir dirigidas a la empresa fabricante francesa POLY IMPLANT, por ser responsable del fraude, al haber modificado de forma deliberada las especificaciones declaradas en el expediente presentado para obtener la certificación CE, o, en su caso, a su liquidador, al encontrase la misma en quiebra.

También les asiste a las perjudicadas el derecho a personarse en los procedimientos judiciales que se están sustanciando en territorio francés, donde ya se han iniciado actuaciones judiciales al efecto.

Asimismo, las pacientes españolas podrán dirigirse a los tribunales españoles competentes para el reconocimiento del daño.

Datos del liquidador de la empresa POLY IMPLANT de acuerdo con la información facilitada por las autoridades francesas y disponible en este momento.

Simon Laure – Mandataire Judiciaire – 5 rue Berthelot – 83 000 TOULON.
Tél.: +33 4 94 92 51 53, Fax.: +33 4 94 92 55 08

Datos del Tribunal francés que instruye el caso de las prótesis PIP de acuerdo con la información facilitada por las autoridades francesas y disponible en este momento.

Tribunal de Grande Instance, 6 Rue Joseph Autran, 13006 Marseille.
Tél.: +33 4 91 15 50 50

Los profesionales sanitarios deben de comunicar cualquier rotura, así como cualquier otra complicación detectada en el seguimiento y explantación de las prótesis mamarias PIP al punto de vigilancia de productos sanitarios de su Comunidad Autónoma de acuerdo al procedimiento establecido en las Directrices para la aplicación del sistema de vigilancia por los centros y profesionales sanitarios (Ref.: AEMPS/CTI-PS/Octubre 2010) y los formularios relacionados.

Fuente original: https://dragutierrez.com/reclamaciones-protesis-pip/